Las mascarillas desechables más impermeables

Seguramente habrás intentado soplar fuerte con la mascarilla puesta para comprobar si notas calorcito en la mano. O si sueles llevar gafas, seguramente se te habrán empañado en varias ocasiones. Es normal, eso significa que las mascarillas que llevas están haciendo su función correctamente.

Para proteger a los demás, es necesario que las mascarillas sean impermeables, ya que, a mayor número de capas y mayor eficacia de filtración (BFE), menos número de partículas se escapan de las mascarillas.

Por ejemplo, con una mascarilla higiénica, cuya eficacia de filtración generalmente no supera 95%, 1 de cada 20 partículas se filtra. En cambio, con una mascarilla quirúrgica de tipo IIR, cuya eficacia de filtración supera el 99%, 1 de cada 100 partículas se filtra. Eso supone una filtración aproximadamente 5 veces mayor.

Esto es debido al número de capas de cada mascarilla y a los tejidos que la componen.

Para comprobarlo, hemos creado un vídeo donde se aprecia como las mascarillas que fabricamos son impermeables gracias a sus 3 capas:

Como vemos, el ensamblaje de las 3 capas de TNT confiere las propiedades óptimas de resistencia, uniformidad, consistencia, porosidad, y la filtración y la eficiencia de absorción.

De este modo, aseguramos el cumplimiento de todas las certificaciones y homologaciones europeas de seguridad y protección.