El proceso de sellado de nuestras mascarillas quirúrgicas IIR

Desde hace más de 5 meses, las mascarillas se han convertido en una pieza clave y necesaria en nuestro vestuario diario. Habremos cambiado al menos 300 veces de mascarilla y se nos habrán roto entre 5 y 10 veces por el mal sellado de las gomas.

Para evitar desechar mascarillas rotas inutilizadas, en Tecnol nos hemos asegurado de que las gomas se adhieran a la mascarilla con un proceso de doble soldadura muy resistente. Nuestras máquinas no sellan en el límite, como vemos en otras mascarillas de mercado, sino que dejan un margen de seguridad para reducir el número de roturas.

Mira el vídeo para comprobarlo:

Como se aprecia en el vídeo, sellamos las gomas elásticas con ultrasonidos, haciendo presión a las partes inferior y superior de las mascarillas quirúrgicas de tipo IIR. Se trata de un proceso de sellado muy preciso y limpio ya que, mediante electricidad transformada en pequeños movimientos, soldamos los tejidos sin necesidad de diluyentes o aditivos y sin perforar las mascarillas.

De este modo garantizamos un producto de calidad, resistente y duradero.

 

📋 Consulta la certificación y homologación que cumplen nuestras mascarillas quirúrgicas tipo IIR aquí.

👉 Si quieres saber más sobre los materiales que componen las mascarillas, clica aquí.